Tu embarazo etapa por etapa

  • Primer trimestre
  • Segundo trimestre
  • Tercer trimestre
  • Inicio
  • Parto
  • 1 año
  • 2 años
  • 3 años

Embarazo y tintes para el pelo

Mitos y realidades sobre los tintes y tratamientos capilares

Muchas mujeres se hacen la misma pregunta: ¿es seguro teñirse el pelo durante el embarazo? Algunas se ponen muy nerviosas, porque antes de darse cuenta de que están embarazadas, se habían hecho algún tratamiento químico en el cabello. Otras, porque no quieren que se empiece a asomar el verdadero color de su pelo, pero no quieren dañar a su bebé y no saben qué hacer.

En todo caso, parece no haber motivos reales para estas inquietudes. No hay evidencias de que las tinturas modernas afecten al bebé, aunque hay médicos que sí recomiendan cautela los primeros tres meses. Eso no significa que quien se haya teñido el pelo antes de ver un resultado positivo en su examen de embarazo, deba preocuparse. No hay estudio alguno que pruebe que los tintes que se usan actualmente, produzcan defectos de nacimiento o pérdidas del embarazo.

Sin embargo, en el pasado algunas tinturas contenían formalina, que sí es dañina para el feto y por eso quedó la impresión de que era malo teñirse el pelo. Las fórmulas han cambiado muchísimo, lo que ha sido bueno no sólo para las embarazadas, sino también para el pelo, que se daña mucho menos con estos procesos químicos. Por tal motivo, puedes seguir adelante con tu rutina de belleza capilar y cubrir tus canas con la ayuda de tu peluquero. Eso sí, como vas a estar muy sensible a los olores por las hormonas, evalúa si tu sentido del olfato tolerará los químicos.

Y si igual estás intranquila o tu médico ha recomendado que no te tiñas el cabello durante el embarazo, conversa con tu peluquero sobre otras alternativas. Existen tintes de origen vegetal y champúes con color, cuyo efecto se va después de 26 a 28 lavados. Alternativas hay, así que no te preocupes, aun cuando decidas no cambiarte el color del pelo con la regularidad que lo hacías antes. Lo que sí debes de evitar son las permanentes y los alisados químicos, ya que sí existe más temor entre los médicos acerca de posibles repercusiones en el bebé. En ese grupo se incluyen los tratamientos conocidos como alisado brasileño o con keratina. Como siempre, te recomendamos consultar con el ginecólogo si tienes más dudas.

Compartir

Leer más ...