Tu embarazo etapa por etapa

  • Primer trimestre
  • Segundo trimestre
  • Tercer trimestre
  • Inicio
  • Parto
  • 1 año
  • 2 años
  • 3 años

Alivio para las náuseas

shutterstock_69626293

 

Casi el 90 por ciento de las embarazadas sufre de náuseas en algún punto de su embarazo. Algunas mujeres sienten un malestar constante durante todo el día, otras a ratos y las menos afortunadas, pasan sus primeras semanas vomitando. Los médicos todavía no descubren por qué hay tanta variación, pero sí hay evidencias que las hormonas del embarazo pueden provocar el malestar o las variaciones en el nivel de azúcar en la sangre. Además, el sentido del olfato se pone más alerta que nunca, dicen algunos expertos para prevenir que la embarazada coma alimentos en mal estado.

 

La buena noticia es que una alta producción de hormonas puede indicar que la placenta está sana, por lo que muchos doctores consideran positivo que la futura mamá tenga náuseas. Muchas embarazadas dirán que claro, es bueno que el bebé vaya a ser sano gracias a las hormonas del embarazo, pero se lamentarán por lo débiles que se sienten. Sin embargo, quienes estén esperando un bebé y no tengan mareos no deben de preocuparse por el estado del embarazo, ya que no hay relación directa entre cuán mal te sientes y la salud del bebé en gestación.

 

Otra buena noticia es que el malestar tiende a desaparecer al completarse el primer trimestre, usualmente entre las 13 y 14 semanas contadas desde la fecha de la última regla. Sólo un 10 por ciento de las afectadas sufre náuseas durante toda la gestación y en algunos de esos casos, los vómitos son tan severos que requieren rehidratación intravenosa en un hospital por tratarse de una condición llamada hyperemesis gravidarum.

 

Mientras esperas que pasen las semanas del embarazo, existen algunos consejos para aliviarse:

  • Al contrario de lo que se piensa, apenas sientas náuseas, trata de comer algo. No ingieras porciones muy grandes, pero sí trata de comer frecuentemente. Unas galletas de soda, sin mucha sal ni azúcar, pueden ayudar bastante, al igual que quesos con bajo índice de grasa (que sean pasteurizados para evitar la listeria).
  • Trata de encontrar aunque sea una cosa que no te de asco y tenla contigo siempre para así comer eso ojalá cada tres horas. Entre más horas pasen entre comidas, las náuseas suelen empeorar.
  • No creas que los mareos ocurren sólo en la mañana. Puedes tener náuseas en cualquier momento y muchas embarazadas dicen que se sienten peor cuando termina el día.
  • Cuando te levantes de la cama, hazlo suavemente, para evitar mareos.
  • La fatiga y el estrés acentúan los malestares, así que descansa lo más que puedas. El ejercicio moderado también puede aliviarte.
  • Si los olores te hacen correr en dirección al baño, trata de tener contigo trozos de limón, cuyo aroma tiende a agradar a las embarazadas.
  • Encuentra comidas que te antojen. Muchas mujeres han descubierto que si comen cítricos, se sienten mejor.
  • Si las vitaminas prenatales que te ha recetado el médico te caen mal, pregúntale si te las puede reemplazar por vitaminas para niños o un suplemento de ácido fólico.
  • Algunos estudios indican que la vitamina B6, en 3 dosis diarias de 25 miligramos, alivia la náusea. Consulta a tu doctor, eso sí, antes de ingerir cualquier medicamento.
  • Para quienes favorecen remedios naturales, el jengibre puede ser una excelente opción. El té de esta raíz es muy efectivo. También es buena la bebida conocida como Ginger Ale. Sin embargo, no es recomendable ingerir cápsulas de jengibre, ya que pueden ser dañinas durante el embarazo.
  • Bebe abundantes líquidos para evitar deshidratarte. Esa es la preocupación principal de los médicos cuando ven una embarazada con muchos mareos y vómitos en el primer trimestre.
  • Evita abrir la puerta de la nevera o refrigeradora si estás con náuseas, ya que el olor de la comida puede darte aun más asco. Coloca un recipiente con bicarbonato de sodio o carboncillo dentro de la refrigeradora para absorber malos olores.

 

Mucha suerte y ¡ánimo! Cada semana que pase estarás más cerca de sentirte mejor.

Compartir