Pixabay
El uso de adornos grades, pesados y ajustados puede resultar peligroso.

5 razones para evitar los adornos en la cabeza del bebé

(TODO BEBÉ).- Aunque lucen hermosos, los adornos para la cabecita del bebé pueden ser peligrosos durante su desarrollo, advierten especialistas.

Algunos estudios han demostrado que estos accesorios aumentan el riesgo de asfixia y de lesiones en el cerebro, entre otros problemas.

De acuerdo al sitio web Etapa Infantil, el uso de adornos grades, pesados y ajustados durante los primeros dos años de vida, puede provocarle complicaciones médicas. 

LEE: Retiran carriolas “Jané muum” por riesgo de estrangulamiento

Citando a la fuente, estas son 5 razones por las que debes evitar los adornos en la cabeza de tu bebé:

1. Estimulan la pérdida de cabello y causan daño capilar

El cabello de los bebés es muy fino, por lo que tiende a romperse y debilitarse.

Por su parte, la Academia de Dermatología Española recomienda evitar el uso de lazos, cintas y bandas elásticas durante los primeros dos años.

2. Riesgo de asfixia

Los lazos aumentan el riesgo de asfixia y atragantamiento en los bebés.
Como sabes, durante los primeros años de vida es recomendable dejar fuera del alcance de los niños infinidad de objetos que pueden sugerir un peligro.

LEE: No tocar; padres llevan carteles para cuidar la salud de sus bebés

Y es que llevarse los objetos a la boca es su manera de descubrir el mundo, pero cuando se trata de accesorios pequeños el riesgo de que se atraganten y estos terminen en las vías respiratorias es bastante elevado.
Según las autoridades de salud, este tipo de objetos son responsables del 50% de los casos de ahogamiento en menores de 3 años.

3. Insomnio

A la mayoría de los bebés, les disgusta traer algo sobre sus cabezas.
Pero hay otros más sensibles a los cuales les resulta difícil conciliar el sueño, incluso si se le ha quitado el accesorio antes de dormir.
Pues hipersensibilidad epidérmica ante los accesorios es real. Portar accesorios puede provocarles irritación, intranquilidad, llanto e incomodidad. Lo que podría ser causa de insomnio infantil.

LEE: Bebés prefieren oír sonidos de otros bebés que de los adultos, estudio

4. Lesiones en el cerebro

Estudios demuestran que el uso frecuente e inadecuado de las cintas y bandas para el cabello en los bebés aumenta la presión sobre el cráneo y el cerebro, incrementando así el riesgo de desarrollar alteraciones o malformaciones craneoencefálicas tempranas.

5. Riesgo de reflujo gastroesofágico

Las bandas demasiado ajustadas ejercen presión sobre el cerebro y pueden afectar su funcionamiento gástrico.
Los accesorios ajustados comprimen un nervio que pasa cerca de la yugular y se encarga de regular muchas funciones del intestino, llamado nervio vago.

Comprimir este nervio regularmente, puede provocar también acidez estomacal y problemas digestivos.

    Danos tu opinión