Foto: El Heraldo de San Luis Potosi

Estas son algunas preguntas que deberías hacerte antes de pedir el divorcio

(TODO BEBÉ).-Un divorcio es uno de los procesos más difíciles por el que pasa la familia entera. Si estás pensando en tomar esta decisión, hay unas cuantas cosas que tienes que considerar antes, publicó Pulzo.

Tus propias respuestas a estas preguntas te podrían hacer cambiar de opinión, o tal vez no. Según los consejos de The New York Times si pretendes disolver tu matrimonio, es bueno hablar con un terapeuta antes de un abogado.

Además, citando a la fuente, estas son ocho preguntas que deberías hacerte a ti mismo antes de divorciarte:

1. ¿Has dejado claro lo que te molesta de la relación? Tienes que recordar que el comportamiento que te desagrada no podrá cambiar a menos que él o ella estén conscientes de tu inquietud.

2. ¿Tú y tu cónyuge han dejado claras sus expectativas acerca del papel de cada uno en la relación? Si cada quien hace su parte, tal cual lo acordaron en algún momento.

3. Si hubiera una manera de salvar el matrimonio, ¿cuál sería? Además de responderte, puedes hacer el siguiente ejercicio: en un lado de una hoja de papel haz una lista de lo que crees que necesitas para salvar el matrimonio y del otro apunta lo que debe hacer tu cónyuge. Los dos deben hacerlo, con el fin de que ambos sepan lo que tienen que hacer.

4. ¿Realmente serías más feliz sin tu pareja? Puedes pensar si quizá alguna de sus habilidades o fortalezas, ya sea como padre o esposo(a), pueden compensar lo negativo.

5. ¿Aún sientes amor? Buena parte de enojo que vemos en los divorcios surge del hecho de que todavía amamos a esa persona, y podemos sentirnos lastimados.

6. ¿Cuál es tu mayor miedo si se termina la relación? En ocasiones no todos se sienten listos para la soltería.

7. ¿Estás preparado para las tensiones económicas que puede traer un divorcio? Es importante que te sientas seguro en la parte financiera para que sea más sencillo el proceso.

8. ¿Cómo pueden manejar el divorcio para minimizar el daño a los hijos? Si realmente son infelices juntos, divorciarse es lo mejor que pueden hacer. Pero siempre serán padres de sus hijos que no se pueden convertir en carne de cañón.

9. ¿Estoy listo para solucionar los detalles del día a día de los que se hacía cargo mi cónyuge? Es posible que tengas cuentas por pagar o reuniones a las que asistir por primera vez.

    Danos tu opinión