Foto:Pixabay
Es mejor alejar esas puntas de algodón de los niños, advierten especialistas.

Los hisopos de algodón están enviando a miles de niños al hospital

(TODO BEBÉ).-Son miles de niños en los EE.UU. que tuvieron que ser tratados en salas de emergencia por lesiones de oído relacionadas con los aplicadores de punta de algodón o Q-tips, según un nuevo estudio publicado en The Journal informó Today.

Según las estadísticas del estudio, a pesar de años de advertencias para evitar poner este producto en el canal auditivo, más de 263.000 niños tuvieron que ser tratados por usar cotonetes entre 1990 y el 2010. Eso supone unas 34 heridas diarias, agrega la fuente.

“Hay esta idea errónea de que la gente necesita para limpiar sus oídos en el hogar y que este es el producto para hacer eso con”, el Dr. Kris Jatana, autor principal del estudio y un oído pediátrico, nariz y garganta especialista en el Hospital Nacional de Niños, Dijo hoy.

“Las orejas son típicamente auto limpiadas… Es arriesgado utilizar aplicadores de punta de algodón en el canal auditivo en todos los grupos de edad, y ciertamente estamos viendo demasiadas lesiones como resultado de esta práctica”, agregó.

Los diagnósticos más comunes incluyeron la presencia de un cuerpo extraño, que podría ser del hisopo de algodón pegado el conducto auditivo- y un tímpano perforado, según el estudio, que analizó los datos en el Sistema Nacional de Vigilancia Electrónica de Lesiones.

“Es difícil para la gente medir cuán profundo está poniendo [el hisopo]”, dijo Jatana. “A veces, sólo se necesita un pequeño movimiento para perforar el tímpano”.

En los casos más graves esta práctica podría conducir a pérdida de audición, mareos, problemas de equilibrio e incluso parálisis del nervio facial, señalan los investigadores.

Por su parte, los especialistas no recomiendan el uso de los hisopos porque pueden causar lesiones o empujar la cera del oído más profundamente causando que se queden atrapados; a pesar de esto, muchos siguen utilizando Q-tips y productos similares para la higiene del oído.

Según encuestas, el 90 por ciento de la gente cree que las orejas deben limpiarse y decir que limpian regularmente las orejas o los oídos de sus hijos, de acuerdo con la Academia Americana de Otorrinolaringología-Fundación de Cirugía de Cabeza y Cuello.

Al tratar de imitar a sus padres, más e la mitad de las lesiones ocurren cuando el niño está manejando el hisopo por sí solo.

Tienes que saber que la cera del oído limpia, protege y lubrica el conducto auditivo, aunque hay algunos casos en los que se tiene acumulación excesiva de cera, dicen las directrices de Otorrinolaringología-Cirugía de Cabeza y Cuello publicadas el pasado mes de enero.

Citando a la fuente, aquí están las cosas que podrías hacer para la higiene del oído:

• La cera de oído es normal. La cera del oído que no está causando síntomas o bloqueando el canal auditivo debe dejarse.

• Pregunta a tu médico sobre las medidas comunes si tiene cera excesiva. Estas incluyen gotas cerumen líticas (un agente suavizante de cera) o irrigaciones de los oídos – enjuagando la cera con un chorro de agua tibia.

• Vaya al médico si tiene pérdida de la audición, sensación de plenitud en el oído o dolor de oído. Un doctor del oído, de la nariz y de la garganta puede quitar la cera excesiva más terca.

Al contrario de esto, aquí lo que no deberías hacer:

• Limpiar tus oídos: puede irritar el canal del oído y causar la infección.

• Usar remedios caseros sin recomendación médica.

Danos tu opinión