Foto: Pixabay
Después de cuatro meses en el hospital se va a casa finalmente.

Sobrevivió una de las bebés más prematuras del mundo

(TODO BEBÉ).- Sobrevivió la bebé prematura más pequeña del hospital de Chicago, después de varios meses se va a casa finalmente, informó abc NEWS.

A tan solo 23 semanas de embarazo la Sra. Martins dio a luz a su hija Eirianna. Según informes del hospital Mount Sinai de Chicago, es el bebé más pequeñito que nació pesando tan solo 13 onzas.

“Estoy agradecida de que ambas estamos aquí”, dijo Martins a la estación de ABC de Chicago WLS-TV. “Ha sido un largo viaje“, agregó.

Martins sufrió de preclamsia durante su embarazo; una complicación caracterizada por presión arterial alta y signos de daño en algunos órganos.

Aunque los médicos y la mujer sabían que el bebé llegaría antes de lo previsto, no imaginaban que fuese con tanta premura y la vida de Eirianna pendía de un hilo; nadie sabía si sobreviviría.

“Viene el doctor y dice:- Vamos a recibir al bebé ahora, le estoy llamando a su marido”, dijo la mujer a WLS-TV desde el momento en que se enteró que daría a luz.

Nacida a través de una cesárea, la pequeña era tan frágil que sus padres ansiosos ni siquiera podían tocarla por riesgo de posibles accidentes, según WLS.

“Pensé que estaba preparada para ello, pero cuando la vi me sorprendí mucho”, dijo Martins a WLS-TV.

Después de cuatro meses en el hospital, Eirianna ahora puede ahora alimentarse con biberón y se parece apenas a cualquier otro recién nacido sano.

“Oh es genial, me refiero a que se ve tan bien que parece que nunca fue prematura”, dijo a WLS Beckie Deir, una enfermera de la unidad de cuidados intensivos neonatales.

La madre de Eirianna se preparó para llevarla a casa y dijo sentirse enteramente agradecida por el regalo tan hermoso que ha sido la supervivencia de su amada hija prematura.

“Se siente como un milagro, como una bendición”, dijo Martins. “Estoy muy agradecida.”

Danos tu opinión