Alergias a los platillos que se preparan en Halloween
Halloween o la Noche de Brujas es una fiesta muy esperada por todos los niños. Aun si tu hijo tiene alergias, logra que sea una noche de color, alegría y golosinas saludables

Alergias a los platillos que se preparan en Halloween

(TODO BEBÉ).- Halloween o la Noche de Brujas es una fiesta muy esperada por todos los niños. Para ellos la emoción de disfrazarse y caminar por el vecindario el 31 de Octubre, o ir a una fiesta con todos sus amiguitos no tiene comparación. Sin embargo, los padres y abuelos a veces necesitan ciertos consejitos para que todos se diviertan sin poner en riesgo su seguridad.

Algo importante: los niños que padecen de alergias, necesitan ciertas consideraciones para cuidarlos.

Precauciones de Seguridad

Para que esta Noche de Brujas sea una de color, alegría y golosinas “saludables”, sigue estos consejos de seguridad:

  • Explícale a los niños que no deben de comerse ningún caramelo antes que tú lo apruebes.
  • Debes asegurarte de inspeccionar a fondo las golosinas y el papel que las envuelve. Éste no debe estar roto ni agujerado.
  • Vacía los dulces de polvo en un recipiente y busca decoloraciones o cosas raras. No debes darle a tus niños frutas, galletas ni dulces hechos en casa a menos de que estés absolutamente seguro(a) de dónde provienen.
  • Bota a la basura los caramelos que estén abiertos.
  • Decora los disfraces, las bolsas y los sacos con cinta adhesiva, marcadores y pegatinas o calcomanías reflectantes para que los automóviles puedan ver a los niños.
  • Las armas de juguete, varitas, escobas, y otros deben ser hechas de cartón; son más seguras que el plástico, la madera o el metal.
  • Espera hasta llegar a casa para comer los dulces que les regalen a tus hijos.

Precauciones si tu niño sufre de alergias

La Academia Americana de Alergias, Asma e Inmunología (AAAI) nos advierte de los riesgos que esta tradición puede suponer para los niños que tienen alergias a las comidas. En un comunicado, la AAAI pide a los padres y niños que tengan especial cuidado con las comidas que pueden producir una fuerte reacción alérgica llamada anafilaxia. Esta reacción pude tener los siguientes síntomas:

  • dolor de cabeza
  • náusea y vómitos
  • estornudos y tos
  • erupciones/ urticaria
  • hinchazón de los labios, lengua o garganta
  • una sensación de picor por todo el cuerpo.

Los síntomas más peligrosos son la dificultad para respirar, la bajada de presión sanguínea y el entrar en un estado de shock.

Comidas que desencadenan alergias

Esta reacción pude poner en peligro la vida de los niños y es responsable de unas 150-200 muertes al año. Las comidas que pueden desencadenar una reacción de anafilaxia son:

  • los cacahuetes/maní
  • las nueces,
  • huevos
  • leche y la soja.

Ingerir pequeñas cantidades de estos alimentos puede causar una reacción de anafilaxia que requiera de atención médica o aplicación de los medicamentos recetados por el doctor (como el EpiPen). Si sabes que tu hijo es alérgico, mantén un EpiPen a mano todo el tiempo, porque cada segundo tiene una importancia crucial durante un ataque de anafilaxia. Es buena idea poner también un EpiPen en el en la mochila de tu hija/o y dejarle saber a la maestra o responsable de la guardería o escuela.

Cómo prevenir las alergias en Halloween

La AAAI nos da las siguientes recomendaciones para prevenir las alergias a las comidas durante Halloween o Noche de Brujas:

  • Cuando se organicen fiestas en la clase, los padres pueden llevar comidas y dulces desde su casa para asegurarse que no causan alergia al niño/a.
  • Habla con la guardería o la escuela antes de cualquier fiestita de Halloween que celebren, avisando que tu hija/o tiene alguna alergia.
  • Crear un sistema de intercambio de dulces con hermanos o amigos donde el niño/a pueda intercambiar los caramelos que ha recogido que le dan alergia por otros que no le dan alergia o por pegatinas o juguetes.
  • Haz que Halloween sea una fiesta de disfraces y no una recogida de caramelos. Organiza una fiesta en casa y haz que sea divertida. Ofrece dulces que no provoquen alergia a tus vecinos. Recuerda que los ingredientes en los dulces pueden variar en los diferentes tamaños del mismo producto, como un chocolate grande y su versión en miniatura, y no siempre tienen la etiqueta completa.

Qué hacer en caso de reacción alérgica

La AAAI dice que si tu hijo tienen una reacción de anafilaxia, has de administrarle una inyección de epinefrina (auto-inyectable y que ya te habrá sido recetada por tu médico), llamar al servicio médico de urgencias (911 en EU) y hacer una cita con tu especialista en alergias tan pronto como sea posible.

Los niños que hayan tenido que aplicarse una inyección de epinefrina deben acudir inmediatamente a un centro médico o a la sala de emergencia de un hospital donde puedan proporcionarles tratamiento adicional en caso necesario. En general, hasta un tercio de los casos de reacciones anafilácticas puede presentar una segunda ola de síntomas que ocurren varias horas después del ataque inicial; por lo tanto, podría ser necesaria la permanencia del niño bajo observación en una clínica o un hospital durante 4 a 8 horas después de la reacción.

Más consejos si tu hijo es alérgico

Los médicos recomiendan a los padres no incluir en las comidas que preparen para la fiesta de Halloween de sus hijos, por lo menos hasta los dos años de edad, los alimentos relacionados con alergias graves como, por ejemplo, huevos, pescados, moluscos, maníes y frutos secos.
Los padres tienen la responsabilidad de asegurarse de que sus hijos no coman ni se expongan a alimentos  como:

  • Mantequilla de maní o cacahuate
  • Frutos secos mixtos
  • Frutos secos triturados en salsas
  • Platos africanos, chinos, indonesios, japoneses, mexicanos y vietnamitas (que a menudo contienen maníes o se contaminan con maníes durante la preparación de las comidas). Pesto (una salsa italiana hecha con albahaca y piñones)
  • Mazapán (una pasta elaborada con almendras molidas y azúcar)
  • Mandelonas (maníes recubiertos con una capa sabor a almendras)
  • Barras de alimentos concentrados
  • Frutos secos artificiales (que podrían ser maníes desprovistos de su sabor, a los que luego se les añade el sabor de frutos secos como, por ejemplo, el de pecanas o nueces.
  • Todos los pasteles con ingredientes desconocidos, en particular el pastel de zanahorias o el pastel o torta de calabaza y los panecillos con frutas y frutos secos
  • Bombones y turrones
  • Ensaladas preparadas y aderezos para ensaladas
  • Evita los alimentos horneados preparados por otras personas y, en general, todo producto alimenticio del cual no se tenga una lista de ingredientes.
  • Advierte del peligro a toda persona que maneje los alimentos de tus hijos.
  • Pide a las demás personas que se abstengan de darles comida a tus hijos.
  • Enseña a tus hijos que no acepten alimentos de extraños. Elabora tus propios refrigerios y dulces para fiestas.

Danos tu opinión