La celulitis y el embarazo
La mayoría de las mujeres sufre de celulitis, lamentablemente es común que aumente en el embarazo. Te decimos porqué.

Celulitis y embarazo

 

La mayoría de las mujeres sufre de celulitis, es decir, cuando la piel de muslos y el abdomen se parece a la cáscara de naranja. Lamentablemente es común que aumente en el embarazo. Te decimos porqué.

 

Según el Dr. Jorge Martin, ginecólogo del Memorial West Hospital en Pembroke Pines, Florida, la culpa la tienen los genes. “El cuerpo simplemente no sabe si mañana tendrá comida y almacena grasa en el embarazo y se forma celulitis”. Aunque estéticamente no es agradable, no indica un problema de salud. La mala noticia es que una vez que aparece, no hay mucho que podamos hacer en el embarazo, aun cuando tu esposo esté dispuesto a hacerte un masaje con alguna crema que vendan en el mercado.

 

La dermatóloga del Baptist Hospital en Miami, Florida, Dra. Juana Julien, explica las razones. “Los masajes no son aconsejables durante el embarazo para la celulitis por el hecho de que la mujer tiene más predisposición a flebitis o coágulos”, señala la doctora y puntualiza que no es un buen momento para estar estimulando la circulación. Sí puedes cuidar tu peso de acuerdo a las recomendaciones del doctor y hacer ejercicios aprobados por tu ginecólogo (si tu embarazo es de alto riesgo, no te dejarán hacer deportes).

 

Mercedes Lageyre, mamá de 3 hijas, hizo eso en su tercer embarazo, ya que con la edad siente que cada vez la celulitis se pone peor. “Como mucha ensalada, mucho pescado“. La Dra. Julien también recomienda ciertas cremas. “Lo que sí se pueden aplicar para mantener la piel lo mas gruesa posible durante el embarazo es una crema tópica de vitamina c”. Y una vez que des a luz puedes intentar controlar la celulitis con dieta, ejercicios y masajes. Por ahora, no hagas masajes reductivos ya que lo que importa es que tengas un bebé sano.

Ver más

Danos tu opinión